Pretunga ed rotos “Encontrar ideas, rematar la faena”

El pasado lunes 13 de junio en el debate en televisión entre los cuatro candidatos a la presidencia del Gobierno: Mariano Rajoy, Pedro Sánchez, Pablo Iglesias y Albert Rivera; moderados por Pedro Piqueras, Ana Blanco y Vicente Vallés tuvimos ocasión de asistir a un intercambio de ideas, de muchas ideas… 
 
Porque no solo los protagonistas (7) sino todos sus equipos de asesores, de los siete, buscaron ideas nuevas, matices, tonos, visos, gradaciones, colores, aspectos, apariencias, facetas… para llenar un programa de más de dos horas.
Esperaba una fuente, un pozo, un paisaje feraz de ideas… ¡En este blog, se habla de TOROS…!
 
Ideas nuevas; frases nuevas; gradaciones originales; expresiones únicas; matices que desvelan verdades; trazas que siguen huellas hasta abrir la luz… y lo más parecido que vimos fue la explicación de Mariano Rajoy sobre números de contratos: 
 
“si a ustedes tres les hacen un contrato fijo, son tres contratos. Si a mi me hacen un contrato temporal y me lo renuevan una vez al mes durante un año, me hacen doce contratos” 
 
¿Significa eso, seguía Rajoy con la idea aprendida, que de cada quince contratos, tres son fijos? preguntó con retórica  Rajoy ¡No! se respondió enfático. “Significa que cada cuatro trabajadores, tres tienen contrato fijo y uno temporal” y remató la faena así (la idea muy estudiada ¿no os parece?) “aquí se viene con la lección aprendida” también enfático. Pero hablamos DE TOROS, aquí ¿O NO?
 
¿Y cuándo soltará usted el toro? se preguntará vd., amable, lector. Enseguida, porque ando en el paseíllo necesario, -como en todas las tardes- los artículos que tienen un empiece, medio y fin.
 
Quienes dedican sus esfuerzos a actividades creativas necesitan producir ideas nuevas casi a diario: ideas para anuncios de publicidad; ideas para artículos y reportajes; ideas para llenar un programa de radio con cosas nuevas; ideas para un guión; para una entrevista; ideas, ideas… 
 
Porque cada idea nueva es la puerta del éxito. Y si no hay idea, un matiz, una cara, el lado de un prisma puede ser como un diamante, la antesala del éxito. Porque todas las ideas han sido exprimidas como limones; amasadas como la masa para la piza.
Y sin embargo, hacen falta todos los días ideas distintas, matices de ideas. Ideas a montones, a mogollón, a cascoporro, a paletadas.
 
¿El toro?
 
¿Porqué Vicente Vallés, tan conocido entre los taurinos ya que es el único periodista que da imágenes e información taurina en su programa, no encaró a cada uno de los contendientes? ¿Por qué? ¿Eh, por qué?
 
.- Señor Rajoy, además de corrupción e impuestos, tengo una pregunta para usted, y responda Sí o No, por favor ¿Está usted a favor de las corridas de toros?
 
Y el Sr. Rajoy habría respondido.
 
Señor Sánchez, en su partido muchos votan en contra de las corridas de toros ¿Está usted a favor o en contra? Ídem, se habría retratado.
 
Señor Rivera: usted no acude a las corridas de toros ni a las plazas de toros: ¿a favor o en contra?
 
Señor Pablo Iglesias, la tauromaquia es una tradición milenaria: ¿prohibiría usted los toros? No vacile en su respuesta, señor Iglesias, millones de personas quieren una respuesta clara ¿Sí? ¿No?
 
Pero el Señor Vicente Vallés que, dicho sea,  recibió todas las felicitaciones frente a sus rivales, Blanco y Piqueras, no dió voz a la pregunta. ¿Por qué?
 
¿Acaso no se le ocurrió ni a él ni a su equipo la idea? ¿Acaso con cada campaña electoral no se multiplican los manifiestos y actitudes antitaurinas? ¿Acaso no informó de Toledo, Coslada, Valencia, Guadalajara… por citar solo unas pocas ciudades taurinas donde se abrió el debate “toros sí, toros no” en sus noticias en la campaña electoral del 20 de diciembre?
 
Sin embargo, Vicente Vallés, calló la pregunta ¿Porqué? Porque volviendo al largo paseíllo con el que arrancó este artículo de ideas para acá y para allá, matices, tornasoles, sombras y grises necesarios a diario para los oficios creativos, y el periodismo lo es, es seguro que tanto él, don Vicente Vallés, como su equipo, manejaron la pregunta. Y callaron. ¿Porqué? 
 
¿Por qué falló a espadas Vicente Vallés? Porque la pregunta, estoy seguro, estaba escrita en los folios que manejaba. ¿Por qué no remató la faena?
 
Precisamente hoy, miércoles 15, el debate causa furor en Valencia, con las prohibiciones de los correbous (se nota que volvemos a la campaña electoral ¿verdad?).
Hoy también, Carmena, la alcaldesa de Madrid, ha vuelto a lanzarse contra la tauromaquia. Hoy, el mejor cazador de noticias, Pedro Jota Ramírez, ha vuelto a levantar la liebre con fuerte polémica con otro artículo antitaurino en su incipiente periódico digital.
 
El tema arde como la yesca, y levanta un incendio cada tarde: “Toros sí, toros no” como vemos con estos tres ejemplos. ¿Por qué entonces Vicente Vallés hizo mutis con la pregunta clave?
 
La respuesta, en próximos episodios, supongo. Hay que decir, que el Sr. Vallés, pudiendo, optó por no ganarse la puerta grande. En mi opinión.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s